miércoles, 30 de noviembre de 2016

PROPUESTA de Renate MÖRDER #NOVIEMBREDECUENTO 30

Sus mellizas bastardas se parecían mucho a su heredera, pero a diferencia de ésta gozaban de buena salud. Cuando le dijeron que su hija, la legítima, necesitaba un trasplante no dudó, se presentó en la casa de los suburbios, esa que había pagado para comprar silencio. Apareció ella, más vieja, menos atractiva. Él hizo su propuesta: "Un riñón y un hígado a cambio del precio que dispongas". La madre puso un precio desmesurado a los órganos de sus hijas y le dijo que volviera en la mañana. Esa noche las tres subieron a un tren y se fueron muy lejos.


EL VEINTINUEVE de Renate MÖRDER #NOVIEMBREDECUENTO 29

Partieron el 29 de noviembre, el primer destino: Brasil, el segundo: España, donde él tenía unos conocidos que le darían trabajo. Sonreía como un chico, le encantaba esa mujer, a la que él prácticamente había parido porque le había perdonado la vida. Pararon a almorzar en una parrilla de la ruta, comieron en silencio, no parecía contenta pero ya se le iba a pasar. Siguieron su viaje por una ruta secundaria para evitar los camiones que transitaban por la principal. La cerveza que bebió le pasó factura, bajó a orinar entre unos árboles. Ella, aprovechó para dispararle. 

28 DE NOVIEMBRE de Renate MÖRDER #NOVIEMBREDECUENTO 28

Se citaron el 28 de noviembre a las diez de la mañana en el cementerio,  uno llevaría el dinero, el otro la prueba de que el trabajo había sido concluido. El asesino avanzó hasta donde estaba el viejo, se arrodilló  en la tumba de al lado y dejó el sobre con las fotos y los claveles mustios que llevaba.  El viejo miró las fotos y dejó una bolsa sobre el suelo. El asesino aguardó a que se fuera. Sintió culpa, era como el cazador de Blancanieves,  pero ella lo valía. El amor es una mierda -pensó mientras abandonaba el cementerio.




LA CARRETERA de Renate MÖRDER #NOVIEMBREDECUENTO 27

Los pueblerinos le advirtieron acerca de la ruta, pero ella no cree en nada que no pueda comprobarse científicamente. Solo piensa en llegar a la Penitenciaria para presentarse en su nuevo empleo. La carretera de los huesos está desierta, solo ella, su automóvil y los pobres presos que descansan debajo del pavimento. Ya anocheció y comienza a nevar, su auto se detiene pero ella no se preocupa, espera en vano que alguien pase. Finalmente desciende, intenta llegar caminando a su destino pero la carretera, hambrienta como un animal, se la traga.   



QUEEN ELIZABETH de Renate MÖRDER 3 #NOVIEMBREDECUENTO 26

Faltaban treinta minutos para las cinco. Queen Elizabeth,  de mala gana se puso de pie y a través del vidrio observó a los infelices que como autómatas permanecían frente a las computadoras. Dejó su trono de cuerina ajada y con su diadema de odio se internó entre los escritorios. No le costó detectar un trabajo mal hecho, encontrar una excusa para desahogarse y maltratar. Elizabeth odiaba esa hora de la tarde, odiaba volver a su casa, odiaba a su madre paralítica, odiaba su soledad.




martes, 29 de noviembre de 2016

MIRADAS de Renate MÖRDER #noviembredecuento 25

La hostilidad la golpeó apenas entró en el aula. Las basuritas querían a su profesorcito joven y bonito, pero ella les iba a demostrar lo que era una verdadera docente. Comenzó a hablar con una voz que resonó estridente en sus propios oídos y que se fue debilitando bajo el peso de las miradas que, como balas, atravesaban el salón de clases. 
¿Qué le reprochaban? Ella no había hecho nada de malo, simplemente había comentado que el titular era demasiado cercano a las alumnas,  la mente sucia de la directora había hecho el resto.


Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...